¡¡¡No me digas nada¡¡¡
yo te lo diré todo en el
650 77 71 71

Bienvenid@ al Blog:

El Tarot de Beli

1 – 17 enero 2020

Para este año nuevo, quiero estar más cerca de tod@s vosotr@s. Much@s son quienes se han extrañado de lo que han podido vivir en mi consulta, o incluso por consulta telefónica.

Así pues, sin querer entrar en demasiados detalles para este primer artículo, solamente quería puntualizar un par de cosas para daros la oportunidad de entender qué es, y cómo se mueve ese mundo de las “energías”.

Pasaré por alto de momento de que todo el mundo dispone de facultades latentes, porque no es el propósito de este primer artículo. Lo que sí quiero intentar explicar, es que mis consultas no se basan solamente en las cartas. Efectivamente, las cartas son una herramienta de lectura, pero entra en juego otro factor importantísimo que no se suele tomar en cuenta. No se está acostumbrad@ a considerar como facultad (o don) esa herramienta intrínseca al ser humano que es la intuición.

Para explicar de manera muy somera, entendamos que todas las experiencias vividas por las personas sin imposibles de borrar. Así pues, todas las personas arrastran, cargan y pasean con ese equipaje de emociones acumuladas a lo largo de su vida. Todo lo que vivimos nos deja huella y eso no se puede negar. Pues bien, ese equipaje del que nadie se puede librar es con el que conecto para entender cómo está la persona que solicita mis servicios, por qué se encuentra así, qué le ha ocurrido en su pasado, etc.

Pero todo no se para ahí. En efecto, todas las personas con las que nos reunimos a lo largo de nuestra vida también nos van dejando huella de su propio equipaje, bien positivo, bien negativo, y también se consigue conectar con las huellas de esas otras personas que nos han influido, consciente o inconscientemente sobre nuestra situación actual de angustia, malestar o desazón.

¿Cómo se traduce esa conexión con el equipaje emocional de las personas? Principalmente en formas de imágenes mentales, pero incluso se pueden manifestar por sensaciones físicas o emocionales.

Ahora me preguntaréis ¿cuál es entonces el papel de las cartas?

Un@ no está libre de equivocarse a la hora de interpretar una visión o una emoción. Aunque la intuición sea muy desarrollada, por seguridad y por no defraudar a las personas, es más prudente confirmar por dos veces la información captada. Así pues, las cartas responderán a su vez a los mismos estímulos emocionales y no harán más que reafirmar lo que se haya captado.

Con respecto al futuro inmediato (quiero subrayar el matiz de “inmediato”) digamos que como tod@s tenemos ya un destino preestablecido, pues no es otra cosa que una conexión con esa línea de vida que está medio trazada. Tened siempre en cuenta de que disponemos de nuestro libre albedrío, por lo que también se nos presentan siempre, en nuestro camino por la vida, multitud de oportunidades. A nosotr@s nos corresponde saber hacer la elección que mejor responde a nuestra forma de ser.

Por último, recordad que he nombrado en varias ocasiones la palabra “intuición”. Podía haber usado la palabra “inspiración. A mi entender, son dos términos claramente distintos. Puedo explicar la diferencia que establezco entre “intuición” e “inspiración”, pero eso será en otro artículo.

Saludos fraternales.

Además...paga cómodamente:


® 'No me digas nada, yo te lo diré todo'
Web potenciada por: en colaboración con: